domingo, 6 de enero de 2013

nosotras... y LAS CHUCHES!!

¡Feliz día de Reyes, amigos!
¿Muchos regalos? ¿Empacho de roscón quizás?
Ahora que sale a relucir el tema del roscón. Pues que no es a mí un dulce que me motive mucho, fijaté. Y eso que yo soy, como en mi tierra se dice, muy laminera.
Pasteles, tartas, chocolatinas, natillas, galletas, croissants, palmeritas, gofres,... todo. Algunos me gustan más que otros, pero en general, adoro los dulzainos.

Hubo una época en la que las chuches me volvían loca. Ojo, hablo de las gominolas, no de ese grupo musical compuesto por aquel trío de chiquillas jóvenes (tremenda su colaboración con Junior... ¿qué fue de este peculiar tipejo?).
 
Mis preferidas eran las siguientes:
 

Photobucket
 
1 - Algunos las llamáis nubes, pero yo los denomino jamones. Lo que desconozco es de dónde demonios viene este nombre. ¡¿Jamones?! WTF. En fin, qué más da eso, un manjar para mi paladar  igualmente son.
 
2 - Ay qué ricos los platanillos con sidral. Con ese intenso color amarillo que a saber cómo logran conseguir (mejor no averiguarlo).
 
3 - Para mí, toda la vida han sido tiburones. Pero cuando he buscado por Internet la foto hace un rato (que ya sabéis que yo realizo un arduo trabajo de investigación previo), me he encontrado con que se llaman orcas.
¿¡Orcas!? Qué engañados habéis estado todo este tiempo. ¡Son tiburones, está claro! Eso de que sean blancas y negras es... bah, una tontería.
 
4 - Mmmmm. Moras. Al principio me decanté por las rojas. Luego, por las negras.
Pero creo que en realidad ambas saben igual. ¿O tal vez no?
 
5 - Chicles Bubbaloo. Qué jodíos. El sabor desaparecía a los dos segundos.
Pero eso no importaba, porque... ¡tenía un apetitoso relleno líquido!
 
6 - Labios, blanditos y sabrosos. Mmmm.
¡Eh! Guarros. No había pizca de lujuria en mi descripción.
 
Esto no ha terminado aún, tengo que confesaros algo más:
He dejado mi súpermegahíperfavorito para el final.
La chuchería que yo amaré eternamente...es, tachán, tachán...
 
EL CHICLE DE MELÓN
 
Durante toda mi adolescencia, siempre llevé encima una gran cantidad de estos chicles. Iba sustituyendo uno tras otro cuando el anterior perdía el sabor. Siempre digo orgullosa que yo nunca he fumado. Ahora que lo pienso, tal vez sufría una adicción mayor.
El caso es que hubo un momento en que, no sé exactamente por qué, el formato de los melones cambió. Pasaron a ser de otro estilo, más enclenques y sin sidral en su interior. Decidme que no estoy loca, decime que vosotros también os disteis cuenta de esto:

Photobucket


Dejemos este trauma que tengo con los melones a un lado.
Os desvelaré por fin la razón de escribir este post.
Otras míticas gomilonas son las culpables.
Las cantimploras:

Photobucket

El viernes pasado fui a tomar algo con unos amigos a un bar. En medio de la mesa en que nos sentamos yacía una de estas cantimploras. Estaba vacía, dejada probablemente por los que allí se habían sentado anteriormente, pero la reconocí ipso-facto. ¡Era una de esas "cosas" que yo tomaba de vez en cuando en mi época de chucherópata!
 
Este es el modelito que llevaba ese día. Espero que os guste, tanto como a mí las gominolas (por si no ha quedado claro ya) ;)

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

Photobucket

¡Besos para todos!

13 comentarios:

Paula RL dijo...

jajajajja aiiii que dulzona jules!
Me encanta como escribes los posts..
La verdad, es que yo tengo que confesar que tampoco me acaba de convencer el nombrado roscón.. mis chucherías favoritas eran, son (y no sé si serán) los corazones!!! Demasiado para mi..

XOXO, Collage Minimalista

Yudani Pousada dijo...

jajaja que gracia me ha hecho este post. Nunca se me habría ocurrido hacer uno así. Y te diré una cosa, para mi siempre han sido tiburones!! jjaja

un beso desde me-andmybag

vyrgi dijo...

como me ha gustado el post de hoy!! y tus shorts tb.
mis favoritas eran las fresas!!!mi padre me hizo un pasador para el pelo con 3 y todo!! jajaja
de hecho en reyes tanto mi madre como mi suegra me regalan una bolsa de gominolas y chocolates XDDD es adicción.

Jewel dijo...

Hoy me has tocado la fibra sensible ... ¡¡con lo que me gustan a mi las chuches!! ja,ja ...

Y que decirte del look, me encanta, muy especialmente los shorts de pailletes.

Besos.

Norma dijo...

Que festiva con esos pantaloncitos. La verdad es que te quedan genial. La verdad es que me van las chuches, no soy capaz de comerlas. Mis favoritas solían ser las que tu llamas jamones, que yo llamaba esponjas.

Un beso

Norma
midiarioentintaverde.blogspot.com/

Mua Carmen dijo...

Me encantan esos shorts Julia!

muacarmen.blogspot.com
www.muacarmen.com

Lynn / Melancora dijo...

Yo sigo siendo adicta a las gominolas, sobre todo a los jamones (donde vivo también se les llama así), las cocacolas y las fresas. Tu look es de diez, muy guapa.

quecuentalapajarita dijo...

A mi las chuches me vuelven loca, la verdad que es me encantan, y el tiburón que tu nombras(si, para mi es tiburón de toda la vida) es de mis favoritas.

Mientras estaba leyendo me ha entrado el mono y creo que me voy a bajar a la calle a compararme unas ricas chuches.

Un saludo!

Sandra Leiva dijo...

Me encantan los shorts, qué bonitos :)))

B a la Moda dijo...

Qué guapa estás en el look. No se nota tu pasión por las chuches. :) A mí me gustan mucho ahora, las descubrí con mis hijos. Manda narices. :))


xoxo
B* a la Moda

Gen dijo...

¡Menudos shorts! ¡Son monísimos!
Chuches, a ver,hace tantos años de eso que para recordar cuales eran mis favoritas tendremos que remontarnos a aquel año de gracia de... Si, el mismo en el que Graham Bell inventó el teléfono. Me gustaban mucho el regaliz y unos palitos de regaliz roja rellenos de no sé que guarrería blanca.Las gominolas de cola y las moras también estaban entre mis preferidas pero lo que más me gustaba eran las nubes, quizás porque siempre he estado en ellas,y todas las porquerías gelatinosas que dejé de consumir cuando me hice vegetariana a la tierna edad de 13 años.Sé que venden también nubes hechas de gelatina vegetal pero aún no las he probado.
Bss!

Leire novictimsnofashion dijo...

Me encantan esos shorts en chicas delgaditas como tú! Te sientan fenomenal!

El post es tremendo, jajajaajajaja!
Mucha razón con lo de los melones!
Menudo enganchón tenías a las gominolas!!! CARIES???? JEEEEE

Kissssssssssssssss
Leire

Fanny dijo...

La adicción a las gominolas es equivalente al del amor que desprenden tus shorts. ¡Chulísimos!
1beso

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...